El aceite de coco, un antibiótico natural

El aceite de coco es un aceite vegetal que tiene múltiples beneficios para nuestros peludos. Además, se puede utilizar tanto para uso externo como para uso interno, y en nutrición se conoce como el antibiótico de la naturaleza, debido a sus pequeños milagros.

¿Quieres saber cómo funciona Dogfy Diet? No dudes en escribirnos por WhatsApp
¡Estaremos encantados de acompañarte en el cambio!

Uso interno

Favorece las digestiones

Actúa mejorando las digestiones de nuestros peludos y favoreciendo la absorción de nutrientes. Puede ayudar al tratamiento de trastornos digestivos e intestinales, como podrían ser la insuficiencia pancreática, la colitis, el síndrome inflamatorio intestinal o la gastritis. El ácido láurico, el más presente en este suplemento, es potencialmente antibacteriano y antiinflamatorio.

Fortalece la microbiota intestinal y el sistema inmune

Gracias a las propiedades antivirales, antibacterianas y antifúngicas que contiene, ayudamos a eliminar posibles malas bacterias, virus y hongos de los intestinos. Puede llegar a reducir el Candida albicans,un hongo que se encuentra en el tracto gastrointestinal de muchos mamíferos.

Como hemos comentado, el aceite de coco fortalece la microbiota intestinal, que tiene relación directa con el sistema inmune de los perros. Por lo tanto, si conseguimos aumentar las defensas, será mucho más fácil evitar o retrasar los futuros patógenos o enfermedades.

Perros con intolerancias alimenticias

El aceite de coco será un complemento perfecto para la dieta de nuestros peludos que tengan que comer un monoproteico a causa de una intolerancia a alguna proteína. Como hemos comentado, favorece las digestiones y la flora intestinal.

Pero, además, si un perro solo puede comer, por ejemplo, nuestro menú de buey porque tiene intolerancia a la carne de ave; el aceite de coco le proporcionará una fuente adicional de energía hipoalergénica (debido a que no puede ingerir otras grasas de origen animal).

Grasas positivas: ¡Gran fuente de energía!

Este aceite de origen vegetal tiene un gran porcentaje de grasas saturadas. Sin embargo, el 64% de estas grasas, son ácidos grasos de cadena media. Los perros metabolizan este aceite de una forma distinta, llegando directamente al hígado para ser transformado en energía de inmediato. De esta forma, podemos ayudar a peludos que estén en un estado de sobrepeso, porque la transformación en energía se produce de forma muy rápida.

Ayuda a controlar la glándula tiroidea

Los perretes con problemas de tiroides van a notar notoria mejoría con la suplementación del aceite de coco.

Este estimula el funcionamiento normal de la glándula tiroides y la producción de hormonas. Además, favorece al buen funcionamiento del metabolismo del animal y la producción de insulina, por lo tanto, es ideal para el hipotiroidismo y la diabetes canina.

Para uso interno, recomendamos una dosificación diaria de 1 cucharadita por cada 4kg del peso del animal. Podemos empezar por ¼ de cucharadita e ir incrementando hasta llegar a la dosis indicada para tu peludo. 

Uso externo

Para pieles delicadas

Muchos perros sufren problemas de piel, como la dermatitis atópica, descamación o piel seca. El aceite de coco se usa como remedio natural, ya que sus propiedades humectantes, antiinflamatorias y antibacterianas actúan sobre la piel. Eliminando las bacterias, acelera la recuperación natural de la piel y palia los picores propios de la dermatitis. Para que surgiera un efecto positivo, deberíamos untarlo en las zonas problemáticas de la piel de forma diaria.

También podemos emplearlo en sus patitas y almohadillas. Por ejemplo, con el frío pueden sufrir grietas o sequedad. Con este aceite, no solo ayudaremos a que se recupere la piel y las posibles heridas, sino que también mantendremos sus patitas libres de posibles levaduras, hongos y bacterias que suelen provocar mal olor.  

Oídos libres de otitis

El aceite de coco puede prevenir la acumulación de secreción en los oídos, así como también la futura producción de hongos y bacterias que puedan provocar la otitis. La higiene de sus orejitas es muy importante, y para hacerlo bien deberemos aplicar una pequeña porción con la ayuda de una gasa o algodón en el interior de las orejas, haciendo especial hincapié en los recovecos que encontramos en el interior de ellas sin llegar a introducirlo en el orificio.

Para cualquier duda en relación a la suplementación con aceite de coco, el equipo nutricionista de Dogfy Diet queda a vuestra disposición.

¿Te gusta lo que hacemos en Dogfy Diet?
La experiencia nos dice que es mejor que lo compruebes por ti mismo.

dogfydiet

10 comentarios sobre “El aceite de coco, un antibiótico natural

  1. Me gustaría saber que puedo hacer por que mi perra va muy estreñida de vientre y sus cacas son duras y pequeñas!

    1. Hola Teresa, es normal que con los menús de Dogfy Diet las heces sean menos frecuentes y más compactas, eso es señal de que los nutrientes están siendo correctamente absorbidos.

  2. hola, ¿cómo se le da como suplemento alimenticio? ¿Qué cantidad y frecuencia? En mi caso sería un schnauzer mini de 14 meses, 6kg de peso y sin patologías. Gracias.

    1. Hola Sol, el aceite de coco puede darse como suplemento mezclado con la toma habitual de comida que le proporciones. La cantidad óptima en el caso de tu schnauzer sería 1 cucharada de este suplemento 2 o 3 veces por semana. ¡Gracias por leernos!

    1. Hola Ángeles, para tu perro de 13 kg te recomendaríamos 1 cucharada de postre diaria, mientras que a tu perro de 43 kg le podrías dar 1 cucharada y media de postre también diaria. ¡Gracias por leernos!

    1. Buenas Mary, el aceite de coco está muy indicado para la diabetes. A tu peludo puedes darle una cucharadita de postre diaria por cada kg de peso. ¡Gracias por leernos!

  3. Por cada kilo de peso, una cucharadita de aceite de coco? Tomi pesa 10 kilos. 10 cucharaditas diarias, entonces?.perdón si entendí mal. Gracias 🙂

Deja un comentario